619-614-7285

Español
Capítulo 7

Capítulo 7

Cuando se trata de declararse en bancarrota, hay dos tipos de declaraciones que son usadas comúnmente en el estado de California – el Capítulo 7 es una de ellas. A este tipo de declaración se le conoce también como una liquidación, ya que parte del proceso es eliminar las deudas no garantizadas.

¿Qué es una deuda no garantizada?

Una deuda no garantizada es cualquier forma de deuda que no está vinculada a un gravamen sobre un activo. Por ejemplo, el préstamo de tu automóvil es una deuda garantizada, ya que el valor del automóvil brinda seguridad al prestamista. La deuda no garantizada generalmente se refiere a la deuda de tu tarjeta de crédito, pago de anticipos, préstamos personales no garantizados, juicios por dinero, etc.

¿Soy Elegible para la Bancarrota del Capítulo 7?

Para solicitar la bancarrota del Capítulo 7, debes pasar por una “prueba de medios”, que tiene en cuenta tus registros financieros, ingresos, gastos y deudas. También debes alcanzar un umbral de deuda para calificar para una declaración del Capítulo 7, que en general es la mitad de tu ingreso anual. Por ejemplo, si ganas $ 40,000 al año y tu deuda es de un total de más de $ 20,000, has alcanzado el umbral de la deuda. Otros requisitos incluyen la falta total de ingresos disponibles, un ingreso mensual que esté por debajo del nivel de vida medio en California y que la deuda interfiera con otros aspectos esenciales de tu vida.

Las Ventajas de la Bancarrota del Capítulo 7:

  • Se te permitirá conservar las cosas que poseas, como tu automóvil y tu casa.
  • Cesará el que te estén cobrando de manera agresiva.
  • Recuperarse es relativamente fácil.

Las Desventajas de la Bancarrota del Capítulo 7:

  • Tu puntaje de crédito disminuirá drásticamente y la bancarrota permanecerá en tu reporte de crédito durante diez años.
  • Puedes perder cualquier artículo de lujo que poseas.
  • No eliminará ciertos tipos de deuda como préstamos estudiantiles o manutención de menores.

Bancarrota de Negocios Según el Capítulo 7:

Las empresas y las compañías de responsabilidad limitada (LLC) también pueden solicitar la bancarrota del Capítulo 7, pero funciona de manera diferente para una empresa que para un individuo. Al solicitar el Capítulo 7, el negocio deberá cerrarse por completo. No hay forma de declararse en bancarrota del Capítulo 7 como un negocio y continuar con las operaciones. Una vez que se presente la bancarrota del Capítulo 7, un síndico de bancarrota venderá los activos de la compañía y distribuirá los fondos a los acreedores según su prioridad bajo la ley de bancarrota. La ventaja de este tipo de archivo es la transparencia total. Los acreedores no pueden perseguir fondos si usted ha liquidado y distribuido pública y legalmente todo. La desventaja es la falta de control. Una vez que su empresa se declara en bancarrota del Capítulo 7, las riendas se entregan al administrador de la quiebra. Tenga en cuenta que la responsabilidad pendiente puede transferirse a las personas después del cierre de un negocio en virtud del Capítulo 7, por lo tanto, considere cuidadosamente sus opciones antes de presentarla.

De qué Manera Puede Ayudar Nuestro Bufete de Abogados:

Hemos manejado cientos, sino es que miles de declaraciones de bancarrota del Capítulo 7. Podemos eliminar los mitos de estar en bancarrota y guiarte con facilidad a través del proceso.